Buscar
Buscar

Patología Mamaria Benigna

Patología Mamaria Benigna

Las enfermedades benignas de la mama suponen un amplio abanico de situaciones clínicas que pueden causar dolor en la mama, tumoración palpable o secreción por el pezón. La causa más frecuente de nodularidad y dolor en la mama es la alteración fibroquística de la misma, lo que ocurre en el 60% aproximadamente de las mujeres premenopáusicas.

Dolor

La mama puede doler como consecuencia de los cambios que sufre debido a la influencia hormonal. Habitualmente es de carácter leve o moderado y tiene una aparición relacionada con el ciclo menstrual, generalmente en los días previos a la menstruación. El dolor suele ser bilateral y cíclico.

En la mastopatía fibroquística el dolor puede ser continuo durante el ciclo menstrual, exacerbándose en los días previos a la menstruación. Otro tema diferente es el dolor mamario durante el embarazo o la lactancia o el debido a infecciones.

Una masa o nódulo en la mama puede ocasionar dolor, pero no es la forma más frecuente de presentación de un cáncer de mama. Sólo el 15% de las mujeres que se diagnostican de cáncer de mama refieren dolor en la misma.

En las mujeres con edad superior a 35 años se puede evaluar la realización de mamografía, complementada o no con una ecografía mamaria.

Secreción

Las mujeres en edad reproductiva pueden tener secreción por el pezón en un 50 a 80% de los casos. La secreción normal es la leche y el calostro. Algunos fármacos pueden alterar los niveles de prolactina induciendo producción de leche. La mayoría de las descargas por el pezón aisladas se deben a patología benigna de la mama.

 

Si la secreción es sanguinolenta o sero-sanguinolenta, espontánea y unilateral debe descartarse la presencia de un cáncer de mama.

Nódulos Mamarios

Los fibroadenomas y quistes son las causas más frecuentes de masa palpable en la mama.  El 90% de los nódulos en mujeres jóvenes se deben a patología benigna. No obstante es necesario realizar un diagnóstico adecuado.

patologia-mamaria-benigna